DE LA EDITORIAL

 

Esta es una nueva publicación del folleto ya conocido de los lectores de muchos países. Los periodistas de la Agencia de Prensa Novosti responden a las preguntas típicas jue se formulan en las cartas que llegan a la APN o que plantean los huéspedes extranjeros en las ruedas de prensa o entrevistas particulares

La correspondencia con la APN es amplia y diversa. Esto testimonia que gentes de diferentes edades y profesiones, de diferentes religiones y credos políticos sienten un gran interés por nuestro país. Nosotros continuamos dialogando con el lector, hablándole de nuestros logros y problemas aún no resueltos, de lo que hoy esta haciendo cl pueblo soviético.

1986 es para nosotros un año especial. Del 25 de Febrero al 6 de marzo se celebro el XXVII Congreso del Partido Comunista de la Unión Soviética que marco una nueva e importante etapa de la vida de la sociedad soviética. En el se aprobó la línea general de la política interna y externa, la de acelerar el desarrollo socioeconómico del país y fortalecer la paz en la Tierra. Se elaboró un programa de acción realista y universalmente sopesado, que indefectiblemente se llevará a la práctica.

Esperamos que este pequeño folleto ayude al lector a formarse una idea más íntegra de lo que es el País de los Soviets y el pueblo soviético.

 

 

SUMARIO

I. Economía y política (1/20)

II. Democracia(21/58)

III. El hombre y la sociedad (59/78)

IV. Política exterior y relaciones internacionales (78/100)

 

 

I. ECONOMIA Y POLITICA

 

1. ¿En qué se diferencian el leninismo y el marxismo?

—La pregunta en sí no esta bien formulada. El marxismo y el leninismo constituyen toda una teoría única del desarrollo social. De ahí que no hablamos de marxismo o de leninismo, sino de marxismo-leninismo. El marxismo, surgido a mediados del siglo XIX, respondió las preguntas planteadas en aquel entonces al pensamiento teórico, por el desarrollo social y el movimiento revolucionario, y enseno las vías de la emancipación social y nacional. Una nueva etapa del desarrollo del marxismo, pero en las diferentes condiciones de finales del siglo XIX y principios del XX, se halla relacionada con el nombre de Lenin. El enorme aporte personal de Lenin a la teoría del marxismo permitió a sus seguidores y correligionarios hablar de la teoría marxista-leninista

La simple enumeración de todo lo aportado por Lenin a la teoría de Marx ocuparía toda una página. Por tanto, nos limitaremos a lo fundamental. La teoría económica del marxismo fue desarrollada y complementada por Lenin con la doctrina sobre el imperialismo como fase superior y ultima del capitalismo, el análisis del desarrollo económico y político desigual de los países capitalistas en la época imperialista, y como secuela, la conclusión de que la victoria de la revolución socialista es posible inicialmente en un sólo país.

Sin embargo, cualquier teoría, por más argumentos científicos que tenga, es en cierto grado una hipótesis mientras la práctica no la confirme. La plasmación práctica de las ideas de Marx y Engels también esta indisolublemente ligada al nombre de Lenin que encabezo la Gran Revolución Socialista de Octubre que arranco a Rusia de la orbita del capitalismo. De esta manera dio inicio al proceso revolucionario mundial, se hizo prologo de la nueva época histórica en que tiene lugar el transito de la humanidad del capitalismo al socialismo.

En la actualidad el marxismo-leninismo evoluciona por medio de la actividad teórica colectiva de los partidos comunistas hermanos.

 

2. ¿Qué significado dan ustedes al concepto de "socialismo real"? 

El socialismo real es un régimen social que ha llevado a la práctica la doctrina científica del socialismo. Se ha instaurado y se desarrolla en la Unión Soviética y en los países del sistema mundial del socialismo. Por su esencia es un régimen que reemplaza por vía revolucionaria al capitalismo y a las formas de la producción precapitalistas, un régimen que consiste en un sistema de condiciones y relaciones de producción, sociopolíticas, culturales e ideológicas que satisfacen los intereses radicales de los trabajadores y garantizan una nueva situación del hombre en la sociedad

Se caracteriza por los siguientes rasgos:

En la economía, el modo socialista de producción excluye la explotación del hombre por el hombre; hay dos formas fundamentales de propiedad socialista, la estatal y la cooperativa, y una base material y técnica industrialmente desarrollada. En materia sociopolítica, el poder se halla en manos de los trabajadores; no existen antagonismos de clases; la presencia de la clase obrera, el campesinado cooperativizado y la intelectualidad tienen una naturaleza socialista común. En materia de conciencia, la única ideología es la marxista-leninista; dominan cada vez más ampliamente en las masas los valores culturales y científicos más importantes, el afianzamiento del colectivismo y nuevos ideales morales.

Al triunfar la Gran Revolución Socialista de Octubre, el socialismo entro en la época de su realización. Lenin señalaba al respecto, que "el merito del país y del partido de su clase obrera triunfante radica en haber enfocado de lleno y prácticamente las tareas que antes se planteaban en abstracto, en forma teórica".

Cuando el socialismo rebaso los límites de un sólo país y se convirtió en sistema mundial, surgió un nuevo concepto de "socialismo como sistema mundial" que significa un fenómeno sociohistórico cualitativamente nuevo.

Hoy una etiqueta que tenga la palabra "socialismo" se pega, a diestra y siniestra, a los más diversos procesos y fenómenos sociales. No obstante, el concepto de "socialismo real" tiene un sentido muy concreto. En este caso se trata de un régimen social bien específico que se ha formado y va evolucionando en los países del sistema socialista mundial, con todos sus rasgos comunes y sus particularidades, con todo el conjunto dc sus problemas cotidianos.

 

3. ¿A qué se debe que en la URSS exista sistema unipartito 

—Que en la Unión Soviética haya un sólo partido político, el Comunista, tiene sus causas históricas concretas.

Antes de la Revolución de Octubre en Rusia había varios partidos políticos. Algunos de ellos respaldaban abiertamente al zarismo. otros aplicaban una política reformista. Y sólo un partido, el de los comunistas (bolcheviques), tenía como propósito suyo transformar radicalmente la sociedad por medio de una revolución, eliminando la desigualdad económica, social, política y de otra índole. El programa dc los comunistas respondía a los intereses de la gran mayoría del pueblo.

Los comunistas defendían, ante todo, los intereses de la clase obrera. Había otras fuerzas democráticas que defendían. por ejemplo, los intereses de cierta parte del campesinado. Por ejemplo, el partido de los socialistas revolucionarios (eseristas) era una fuerza bastante influyente. Los comunistas no se negaban a colaborar con los eseristas, al contrario, consideraban necesario crear una alianza con estos.

Al triunfar la Revolución de Octubre, el Partido Comunista mostró su disposición de seguir colaborando. Pese a que los comunistas tenían la mayoría absoluta en el Comité Ejecutivo Central de toda Rusia, órgano superior del poder estatal elegido por el II Congreso de los Soviets de toda Rusia (entre sus miembros estaban 62 comunistas, 29 eseristas de izquierda[1]y 10 representantes de otros tres partidos), lo que les daba el derecho de constituir un gabinete unipartito, propusieron a los eseristas de izquierda que participaran en la formación del gabinete.

Presionados por los militantes del partido, muchos de los cuales se inclinaban a unirse con los bolcheviques, los lideres de los eseristas de izquierda aceptaron la proposición, diciendo que "se comprometían a practicar una política soviética". Siete representantes de este partido formaron parte del Gobierno.

Pero muy pronto se puso de relieve que los eseristas no pensaban colaborar con los comunistas en llevar a la práctica el programa de transformaciones socialistas. Ya en marzo de 1918 por su propia iniciativa, salieron del Gobierno de coalición y luego, en julio del mismo ano, se levantaron en Moscú en un motín armado contra el Poder de los Soviets.

Los partidos pequeñoburgueses no fueron "disueltos", como lo afirman algunos historiadores occidentales. El propio curso de los sucesos de la historia obligo a los comunistas a asumir la responsabilidad individual por los destinos del país.

 

4. ¿Para qué es la nueva redacción del Programa del PCUS?

—Desde el momento dc la aprobación del Programa del PCUS que estaba en vigor han pasado alrededor de 25 años. En ese lapso ha sucedido mucho en nuestro país y en el mundo entero. La vida, en general, ha confirmado lo justo de los planteamientos teóricos y prácticos fijados en el Programa. A la vez se han revelado ciertas incompatibilidades entre sus postulados y el curso real de los acontecimientos. Todo ello requería enmiendas y adiciones.

Puesto que la meta del Programa —la sociedad comunista— no se ha realizado, no hay ninguna necesidad dc adoptar un nuevo programa. Su nueva redacción refleja los cambios sociales, muestra su contenido y define los lineamientos para un próximo futuro.

Nuestros adversarios ideológicos, interpretando todo eso a su manera, se han precipitado a declarar que el rumbo actual del PCUS significa una renuncia de hecho a la perspectiva del comunismo. Es muy fácil revelar lo deleznable de tales declaraciones al conocer los documentos del PCUS de los últimos años que definen bien claro que el perfeccionamiento del socialismo desarrollado no es sino el avance sucesivo hacia el comunismo. Es un periodo relativamente largo, que no se puede evitar, pero si transitarlo más rápido. Para ello habrá que conocer, ante todo, las particularidades de la etapa actual del desarrollo y sus regularidades, para tenerlas en cuenta en la política práctica.

En la nueva redacción del Programa del PCUS se reflejan también las tendencias fundamentales del desarrollo mundial y se caracteriza la época contemporánea. Estamos seguros de que este documento desempeñará un papel favorable en el mejoramiento de las relaciones internacionales, ya que cada una de sus líneas esta encauzada a prevenir la guerra, reforzar la paz en el planeta, los principios de la coexistencia pacífica de los Estados con diferente régimen social.

 

5. ¿Qué tareas, económicas y políticas, consideran ustedes básicas para la Unión Soviética de hoy?

—Hoy la tarea principal, programática de la Unión Soviética es la aceleración del desarrollo socioeconómico que obedece a factores tanto nacionales como internacionales. Es decir, tiene que garantizar un fomento cualitativamente nuevo de la economía que permita solucionar la tarea fundamental del socialismo —elevar el nivel de vida de los trabajadores—, y fortalecer el poderío del país para impedir que los imperialistas logren la superioridad militar.

Al plantear la tarea de acelerar el desarrollo socioeconómico no tenemos en cuenta aumentar simplemente los ritmos del fomento económico. Se trata de una nueva fase del fomento, de pasar a las formas intensivas del desarrollo, de avanzar rápidamente en los derroteros más importantes en el sentido estratégico, de reestructurar la economía, emplear las formas eficientes de la administración, organización y gratificación del trabajo, de solucionar con mayor plenitud los problemas sociales

Para poner en práctica esa tarea principal es necesario que se tomen unas medidas urgentes tanto económicas como políticas. Sucede que el eslabón clave de la aceleración del desarrollo debería serlo una nueva reconstrucción técnica de la economía nacional basada en la rápida aplicación de los logros del progreso científico-técnico. Pero la propia realización de los logros de la revolución científico-técnica depende directamente del sistema económico, de como este impulsa la aplicación de las innovaciones técnicas, la mejor organización del trabajo, la más alta eficiencia y la productividad del trabajo humano. Para garantizar todo esto el sistema económico soviético tiene que afianzar y desarrollar el centralismo democrático a fin no sólo de elevar el principio de la centralización en la administración y la planificación, sino ampliar en buena medida la independencia y la responsabilidad económicas de las empresas y agrupaciones, aprovechar mejor la autogestión financiera y las relaciones monetario-mercantiles, todo el conjunto de palancas y estímulos económicos.

Justamente la ampliación de la independencia y la responsabilidad económicas de empresas y agrupaciones supone el perfeccionamiento del sistema económico y también el político. De esta manera, nuestra tarea primordial —aceleración del desarrollo socioeconómico— depende en igual medida de la solución de las tareas económicas y políticas. Por eso no las analizamos supeditadas sino de modo integral, como un todo único.

 

6. ¿Acaso en el socialismo puede haber revoluciones?

—En el socialismo se mantienen las contradicciones como fuente del progreso, sigue vigente la dialéctica de las fuerzas productivas y las relaciones de producción. Estas ultimas pueden sufrir grandes cambios cualitativos como respuesta a la necesidad de las fuerzas productivas de desarrollarse, en las cuales, como se sabe, periódicamente se producen saltos revolucionarios. Por consiguiente, en el socialismo también son inevitables los saltos cualitativos en el desarrollo. Los habrá también en la sociedad comunista. Seguramente, estos saltos por su magnitud y significación social no serán menores que las revoluciones sociales del pasado. Otra cosa es, que con eso no cambian las formaciones socioeconómicas ya que la formación comunista abre unas posibilidades ilimitadas para el progreso social. O sea que en el socialismo las evoluciones sociales dejan de ser revoluciones políticas.

 

7. En Occidente se había mucho de la nueva estrategia del PCUS, de los cambios que se están produciendo en la economía. Se tiene la impresión de que en la política del Partido Comunista se esta dando un fuerte viraje. ¿Es así?

—Así es, si hablamos de la estrategia económica del PCUS. Hoy la tarea primordial del Partido y de todo el pueblo, como lo subrayo el XXVII Congreso del PCUS, es vencer decididamente las tendencias desfavorables en el desarrollo económico haciéndolo adecuadamente dinámico y

 

 

 

[1]Partido surgido de una escisión del Partido Eserista en septiembre-octubre de 1917, en un comienzo favorable de la toma de poder de los soviets y contrario al burgués Gobierno Provisional. Ya en Mayo, en el III Congreso Eserista aparecio una corriente que disentía en tres puntos del Gobierno Provisional (participado por los eseristas): la firma inmediata de la paz, la socialización de la tierra y la formación de un Gobierno exclusivamente forado por partidos socialistas.

.

 

Ver el documento completo    

Autores internacionales